Nuevos métodos en publicidad exterior

Nuevos métodos en publicidad exterior

  • Autor de la entrada:
  • Categoría de la entrada:Blog

A pesar de las oleadas tecnológicas que arropan al mundo de la publicidad, la esencia del método tradicional se mantiene vigente. La publicidad exterior ha calado en todas las épocas, exponiendo así su particular característica: mostrar una imagen a la visibilidad de todos, por vías, carreteras y zonas periféricas, con el fin de atrapar y llegar al subconsciente de los clientes en potencia.

La publicidad exterior ha intentado establecer nuevos modelos para que su gestión no parezca antigua, por eso el uso de pantallas para establecer una comunicación más íntima o personal se ha vuelto tendencia. A continuación, te dejamos algunos nuevos caminos que ha tomado la publicidad exterior:

Publiflotas

A pesar de que tiene algunos años en el mercado, las publiflotas se apoderarán del mundo exterior para este año. La mayor ventaja de esta opción: mientras el autobús se desplace más consumidores verán la imagen de la empresa. La creatividad puede expresarse a lo largo y ancho de las dimensiones del móvil, lo que permite cubrir el vehículo de publicidad a gran escala.

Señalización digital

Los carteles están perdiendo su espacio en el mundo de la publicidad debido a la incorporación de la señalización digital. Su uso está orientado a la emisión de mensajes a través de pantallas plasma, lo que garantiza una mejor presentación y promoción del producto. Normalmente, se puede apreciar este tipo de publicidad exterior en tiendas, restaurantes y eventos deportivos.

Marketing de experiencias

Algunas empresas han decidido implementar algo un poco más atrevido con sus métodos publicitarios: flash mobs. Este método se basa en la acción organizada en la que un grupo de personas se aglomera en un lugar público, realiza algo inusual y se dispersa. Estos suelen repartir folletos, carteles, o llevar consigo camisas con el logo de la empresa a la que representan.

Otras formas de llamar la atención

A veces el objetivo no es generar impresiones sino llamar la atención. Esto lo sabe muy bien el empresario español, John Vela, quien planteó la idea de usar cuatro automóviles de marca Lamborghini que transitan por toda la ciudad con pantallas sobre el techo del carro. Esta es una manera de ostentar un anuncio dentro de un marco elegante y realmente atractivo. Incluso, el coche tiene tecnología que permite analizar y tabular las impresiones que recibió.