Deporte en equipo: una práctica a adoptar en la empresa
Deportes de equipo

Deporte en equipo: una práctica a adoptar en la empresa

  • Autor de la entrada:
  • Categoría de la entrada:Blog

El fútbol, el baloncesto, el pádel o el voleibol son deportes que incentivan la comunicación y el trabajo en equipo y que, con ayuda de soportes como camisetas, banderas o fly banners con el logo de la empresa, permiten crear identidad corporativa y motivar a los trabajadores.

Deportes de equipo - Flybanner
Deportes de equipo

Que el deporte es bueno para la salud es algo más que sabido. Lo que quizá muchos desconozcan es que, además de ser beneficioso para el que lo practica, lo es para la empresa en la que éste trabaja. Y es que, según explican entrenadores y coach deportivos, el ejercicio físico no sólo ayuda a fortalecer huesos y músculos, sino también a liberar el estrés y las tensiones, a mejorar la concentración y subir la autoestima. Y todo ello, sin duda alguna, tiene un efecto directo en la productividad, la motivación y en el buen ambiente que se genera en la compañía.

Por eso, no es de extrañar que cada vez sean más las empresas que incentiven la práctica de algún tipo de deporte entre sus empleados y, sobre todo, que busquen que éste se realice en equipo. Las razones para decantarse por dinámicas grupales son obvias: con deportes como el fútbol, el baloncesto, el pádel, el remo o el voleibol, además de garantizar buen estado físico y anímico de los trabajadores, se fomenta el trabajo en equipo, se crea un vínculo estrecho con la empresa y se potencia la comunicación entre compañeros, independientemente del rol que ocupe cada uno de ellos en la compañía.

Y, aunque es posible participar en campeonatos, ligas o torneos empresariales sin recurrir a ayuda externa, lo más común –y por qué no, lo más práctico- es que las empresas contraten los servicios de una entidad especializada en la organización de este tipo de eventos. Estas compañías no sólo cuentan con los recursos humanos y las infraestructuras idóneas para realizarlos, sino que además disponen de los conocimientos necesarios para sacar el máximo provecho a las dinámicas de grupo que se generan a partir de ellos. Los directores, gerentes o responsables de recursos humanos, tan sólo deberán elegir aquella que, por precio y modalidad deportiva, más les convenga y, claro está, invertir en camisas, banderas o fly banners con el logo de la compañía. Este material, además de económico, es perfecto para distinguirse de los competidores y para hacer que los trabajadores se sientan respaldados y motivados por la compañía.

Podemos llegar a la conclusión que invertir en un uniforme deportivo y en material como banderas puede ser de utilidad para reforzar la identidad del equipo.